RSS

Archivo de la etiqueta: parados

Cipal quiere ocupar a los desempleados

Este texto no ha sido totalmente corregido

La libertad de expresión se marchita cuando no se usa

 El viernes pasado se quejo una compañera de trabajo de mi mujer (tiene un huerto urbano en Altea) que algunos hortelanos hacen lo que les da la gana, que han vuelto a usar productos prohibidos, que desde que no soy el asesor nadie tiene la voluntad de hacer respectar las reglas de la agricultura bio en los huertos, blablabla…no sabemos si esta mujer dice la verdad pero por otras fuentes oimos que hace un año (desde antes de las elecciones municipales y que se fue Santiago Ronda (socialista), nadie se ocupa de los huertos, que nadie da de comer o se ocupa de las lombrices etc. etc. etc. No se atreven a quejarse los hortelanos por miedo a perder el trozo de tierra que no es suya. Manda cojones como dijo el otro. Ya hemos vuelto a la época del miedo que reinaba durante más de una década de Ortiz al poder (PP) con su mayoría absoluta. Al mismo tiempo que se queja la compañera de trabajo, leemos en Altea digital que la concejalía de medio Ambiente de Altea “crea Huertos urbanos para dar ocupación a los desempleados.”

Así que he decido publicar estas notas que enrabiarán unos y alegrarán otros. Mientras tanto la jefa del Cipal, (nos cuenta un amigo alemán de FaceBook), Na Carolina Punset esta por todas partes, más preocupada por su carrera política en Francia que en Altea. Esperamos que el sueldo que le pagamos entre todos los alteanos sea suficiente para pagarle los viajes en España pero quizás también en Portugal, Andorra y Mónaco, viajes necesarios para que pueda convencer (cogida de la mano de Papa Punset como siempre) a los cerca de 150000 franceses expatriados, de las bondades de sus políticas y de lo bien que lo hace todo esta mujer. Hoy empieza la campaña electoral de las legislativas francesas. Por su gran disgusto pensamos escribir lo que opinamos, en francés también, para advertir a mis conciudadanos franchutes, que no tienen la suerte de vivir en Altea, que todos los que se dicen verdes no lo son y que detrás de un ecologista puede haber un ecoblando capitalista escondido. El gabacho que firma este papel no piensa votar para a esta ecoportunista, pero piensa echar un cable, en la medida de lo posible, a Juliette Estivill candidata del Front de Gauche- Espagne-Portugal-Andorre-Monaco.  En la segunda vuelta votaré para el candidato más a la izquierda posible, para ayudar a dar una mayoría parlamentaria a Hollande. Aunque dudo de sus posibilidades y voluntad de cambiar en bien la sociedad.  Ya las posiciones tomadas solo añadiré que en su tiempo apoye las políticas de Carolina Punset hasta que me di cuenta de que “el viento fresco” que esta mujer reclamaba para renovar la política no era más que eso: viento. Y si hay una cosa que nos molesta sumamente en Alteatequieroverde son los hipócritas. Más aún desde que traiciono y se caso con el PP. Por ultimo, decir que el año pasado recibimos varias amenazas por parte de un miembro fundador del CIPAL (que no nombrare por pura bondad) pero al igual que el año pasado no vacilare en denunciar otra vez este hecho a la Guardia Civil si vuelve a ocurrir.Que no confundan las opiniones, las criticas y el debate con insultos y amenazas.

La libertad de expresión se marchita cuando no se usa. Como amante de la naturaleza, no pienso dejar marchitar esta bonita flor.

Nos alegra saber que alguien se preocupa de los parados que no saben que hacer de su tiempo libre. Al final del siglo XIX cuando la iglesia favoreció la creación de los primeros huertos “obreros” en las cuencas mineras del norte de Francia y sur de Belgica, su finalidad era la de alejar a la clase obrera de los tugurios y de la borrachera vespertina con la consiguiente dilapidación de la paga semanal, pero sobre todo apartarlos de los sindicatos que empezaban a inquietar a los curas y a sus socios capitalistas…ocupar a los parados: la concejalía de Medio Ambiente de Altea podría también comprarles una caña, una red, una barquita para ir a pescar…

Parcela de los nuevos huertos urbanos de la Calle Alvado

Las nuevas parcelas tendrán una superficie de 60  y  90 metroscuadrados: como mínimo un 50% más grandes que las parcelas de los primeros huertos urbanos. Aun con un 50% más no vemos muy bien como los nuevos hortelanos podrán practicar el barbecho trienal para preservar las cualidades de la tierra y respetar una de las reglas esencial del cultivo orgánico…”El proyecto incluye la creación de un Centro Itinerante de Formación en Agricultura Ecológica”, o sea este CIFAE será como un circo. No sabemos quien serán los payasos. Por supuesto “una de las fincas presentadas a los medios de comunicación está situada en el perímetro urbano” como no podía ser de otra manera. Na Punset nos ha acostumbrado a montar sus “cosas” siempre a la vista de todos los ciudadanos, aunque los huertos linden con una calle muy concurrida y por esta razón en el límite de los parámetros establecidos para las tierras aceptables en agricultura ecológica. Para Na Punset siempre es importante que el ciudadano alteano, al pasar por delante de sus “cosas”, nos acordemos de las bondades del CIPAL. Siempre ver al ciudadano como un futuro votante.  “En esta ocasión no sólo vamos a ceder terrenos para huertos urbanos, sino que vamos a dar formación”. Deja entender que los numerosos seminarios y la numerosas clases de agricultura ecológica  que se dieron en varias ocasiones durante la última legislatura no eran formaciones muy serias…Yo ya me decía que ese Doctor, especialista en plagas, que venía a darnos clase, no me parecía muy ecologista. Vino tres o cuatro veces por Altea y aconsejaba echar azufre a todo lo verde. “Yo, la comunidad valenciana la quiero amarilla de azufre…” Cuando se sabe que el azufre, en exceso, es malo para la micro fauna tan útil del suelo…pero si lo dice un Doctor…. Es cierto que excepto dos profesores de la decena que vinieron, todos los demás me parecían chupar del bote de los cursos de formación profesional más que otra cosa. Sabes, lo del dinero del Estado ( o de Europa) para los cursillos… En su tiempo le comunique por correo mis impresiones a uno de ellos establecido en Carcaixent. Pero nunca recibí respuesta. Las críticas en vez de ser constructivas son tomadas como ofensas. En todo caso la enseñanza de estos profesores era bastante inútil. Para que sirve si los que la reciben no están convencidos de la ecologia como filosofia de vida pero solo ven en la agricultura bio una manera de sacar pelas. ¿Pero qué más da? Todo este tinglado se ha convertido en un negocio, mercantil para unos, político para otros. A caballo regalado no se miran los dientes ya que los cursillos no costaban nada a las arcas municipales pero eran pagadas por fondos europeos y nacionales… Pero nos tranquiliza muchísimo saber que esta vez la cosa va en serio. Nos tranquiliza muchísimo saber que esta vez no nos van a tomar el pelo ni a los nuevos hortelanos durante años con la lombricultura…porque hace más de un año que las lombrices del único huerto donde se cultivaron están muertas de la risa, si no están muertas de verdad. La lombricultura ha pasado de moda. RIP.

Por otra parte no estaría mal que también obliguen a los hortelanos a asistir a unas clases de convivencia y de honradez. Unas de las criticas repetidas que expuse a Na Carolina Punset en mis informes escritos y semanales fue por culpa de una anciana que tenía un huerto en el de la carrerla Nucia pero los hortelanos del huerto del carrer Alvado se quejaban de su presencia pillando sus tomates en sus huertos. Esta anciana mujer llego a robar la carabaza de unos vecinos suyos hasta que no se le renovó el contrato. Otra hortelana que descuido su programador electrónico de goteo acabo por “perderlo” y llego a acusar a unos vecinos suyos de habérselo robado, mientras ella tomaba “prestado” el aparato de otros que estaban ausentes (Además de ser dueña de un terreno en el Albir)…¿Y el caso de este señor del huerto la Nucia que echaba productos prohibidos con una mochilla de16 litros sobre sus habas? Solo son unos ejemplos que saco de los informes que mandaba cada semana a la señora Punset que nunca hizo caso de mis quejas. Pero entre 4 ojos ella me dijo: “¿Porque no intentas hacerte querer de todos? sencillamente…” Entendí entonces que todo valía con tal de conseguir votos. Esta decena de futuros votantes CIPAL que robaban, acusaban, rumoreaban, envenenaban sus cultivos y los de sus vecinos de rebote, descuidaban su huerto,  derrochaban el agua, se ausentaban 2 o 3 meses dejando plagas y adventicias asentarse, nunca se vieron inquietados. Algunos perdieron sus huertos solo porque Santiago Ronda (PSOE) tomo las riendas de los huertos y puso orden cuando dimitió C.Punset en julio o agosto 2010. Entonces si que hubo justicia y no se renovaron contratos. De nuevo, Gracias Santiago.

¿Tendrán firmeza el señor Capilla para hacer cumplir estrictamente lo pactado en estos nuevos huertos o solo serán canteras de votantes Cippal para el futuro?  

En este nuevo huerto urbano de la calle Alvado “se entregarán hasta 45 parcelas. 30 de esas parcelas están destinadas a personas en paro, y otras 15 a personas activas””La idea es que los parados, además de para su consumo, puedan sacar sus propios excedentes para tener un ingreso económico”. Vamos a ver: con 60 ó90 metros cuadrados es muy difícil tener excedentes. Por otra parte, si venden sus supuestos excedentes, si entran en el circuito comercial, ¿cómo me explican esto que un parado tenga una actividad económica, aunque fuese miserable? Si el parado cobra algo por ser parado, ¿trabajar en su huerto y vender los frutos de su trabajo es legal? o es un fraude a: 1) la seguridad social, 2) Hacienda…y si es un fraude, alentar a cometer este fraude por parte de un edil: ¿Como se llama?

“En la segunda fase del proyecto, remarcó Capilla, se entregarán a los parados de la localidad parcelas de 400 metros cuadradosuna dimensión donde ya se puede plantear una comercialización de productos agrícolas”.” En este caso los parados ya no lo serán y yo me pregunto: ¿usted cree sinceramente que con 400 metros cuadrados un hortelano puede sacar bastante rendimiento como para pagar sus gastos de agua, su seguridad social agrícola, su jubilación, sus semillas, sus productos fitosanitarios bio, su estiércol Etc. Si los hortelanos profesionales tienen dificultad para conseguirlo: ¿lo van a lograr unos principiantes? ¿Van a competir con los profesionales dejándolos en desventaja porque estos últimos pagan su agua, todos los gastos y tributos que hay que pagar, y a veces arrendan la tierra?

Otra vista con la balsa arriba a la izquierda.

“En el proyecto están colaborando numerosos propietarios de terrenos que han cedido los mismos al Ayuntamiento para que se puedan cultivar.” Después de 9 meses casados con el PP,  CIPAL pare más huertos. Como se nota que fluye ahora la confianza en el pueblo entre los “numerosos” propietarios de terrenos y el consistorio.¡El PP de Altea ya puede afirmar que también es un partido ecologista! ¿Ballester también pondrá  a disposición de los parados alteanos los bancales que ha comprado para urbanizar en el rio? En tiempos de la alianza PSOE-CIPAL, no era tan fácil encontrar terrenos…Por otra parte, eso significa que está entrando en la cabeza de la gente del pueblo que la crisis va para largo y que no es mañana que van a volver a urbanizar. Pero ¿y si dentro de 5 años los legítimos propietarios quieren recuperar sus terrenos porque tienen oportunidad de urbanizar? ¿La inversión pagada por el ayuntamiento o por cualquier fundación o entidad que sea se pierde?¿Esta es la visión de Cipal acerca de la sostenibilidad económica de un proyecto? 

Además, no entendemos que haya tantos terrenos abandonados si es tan fácil sacar rentabilidad de la tierra: pones un parado, le haces cultivar la tierra y vender sus excedentes…de dos cosas una: o los agricultores Alteanos de toda la vida que han tenido que abandonar la tierra de sus abuelos porque es una ruina económica son unos inútiles, o las buenas intenciones de señor Capilla no son más que buenas intenciones. Creemos que más bien por la segunda opción van los tiros. Porque a diario en Alteatequieroverde vemos agricultores de toda la vida que no llegan a fin de mes, que nadie les paga los frutos de su trabajo ni siquiera al precio que les cuesta producirlos, y viene uno a proclamar que con una parcela de 400 metros cuadrados uno tiene “una dimensión donde ya se puede plantear una comercialización de productos agrícolas”

Podríamos reconocer las buenas voluntades de estos ecologistas caídos en lluvias recientes. Pero una cosa son las buenas voluntades, otra la tomadura de pelo. Con 400 metros cuadrados, que son 20 metros por 20 metros, uno no se saca ningún sueldo. Aunque el hortelano esté en la ilegalidad más absoluta, no te sacas un sueldo decente y menos aún si tienes que pagarte el agua, y todo lo demás…

¿El agua? También la vamos a pagar los contribuyentes como en los demás huertos? ¿Será agua potable, de grifo, como en los demás huertos? ¿O se utilizará la balsa que se ve en la foto?¿Que tipo de agua llenara la balsa? ¿Agua de riego convencional, agua de riego con entrante añadido, agua reciclada de la depuradora? ¿Se pondrá el goteo a todas las parcelas?

Por haber asesorado los dos primeros huertos urbanos de Altea durante el primer año, se perfectamente que el proyecto de goteo no es una garantía de economía del agua, más bien lo contrario. Ocurre lo mismo que con las bombillas de bajo consumo. Lo que se ahorra en consumo horario se vuelve a gastar porque descuidamos el tiempo que las tenemos alumbrando. O con los coches que consumen poco: salimos más fines de semana porque gasta menos, peor al final gastamos más…Pues con el agua pasaba lo mismo en los huertos urbanos. He visto y he denunciado en mis informes semanales 3 (10%) hortelanos “ecológicos” desaparecidos todo el verano, el huerto abandonado a su suerte, que reaparecían  en otoño: los grifos seguían  abiertos durante sus ausencias. ¿Cuantos más descuidaban su red de manguera que perdía por un solo grifo descolocado decenas de litros cada día…y se encharcaba la parcela. El derroche  del agua fue uno más de los motivos que suscitaron mi desconfianza y mi crítica pública como asesor de los huertos en el  proyecto de Na Carolina Punset. El riego a goteo no es la panacea. El agua la tienen que pagar los hortelanos como en los demás países, de 35€ al año en Francia hasta 80 francos suizos por año en los Scheber garten. La gratuidad total no es necesaria, los huertos no son un servicio público basico.

 Cuando  uno escucha las propuestas de estos ecoportunistas se queda entusiasmado pero cuando uno trabaja con ellos y no quiere aflojar su integridad, se da cuenta del circo mediático para inflar el curriculum político de algunos.  

¿Se solicitara a los parados un certificado negativo de bienes inmuebles? Porque le recuerdo a la señora Carolina Punset que cuando puso en marcha los primeros huertos urbanos por lo menos 3 personas ( se les fue la lengua…) eran propietarias de terrenos, una en el Albir, otra en Guadalest y otro en Bernia. Un agraciado con un huerto del Carrer la Nucia  tenía incluso tenía 2 huertos más, y se reía el pícaro de tener uno de los huertos urbanos con el agua pagado por todos. Exigimos transparencia. No vaya ser que regalar huertos con el dinero de todos se convierta en seguridad para Cipal de cobrar votos cada 4 años. Me queje de este echo. Me respondió Doña Carolina Punset que ser propietario de un terreno no era requisito para tener o no un huerto urbano. Debería serlo. No quiero pagar la infraestructura y el agua de un huerto a alguien que es propietario cuando yo arrendo mi huerto dando la mitad de mi cosecha al propietaria del terreno que cultivo. ¡Justicia, mierda!.

Por cierto, nos dicen que los terrenos han sido cedidos por sus propietarios. Nos gustaría saber a que precio, a 0€ o en contrapartida de algo. Para cuanto tiempo están cedidos. Cuánto cuesta montar un huerto y el gasto en metros cúbicos de agua de los huertos urbanos anteriores para tener una referencia. No hace 1 año que Na Punset se manifestaba en Altea con los Indignados del 15 de mayo. No pasaron ni 5 meses antes de que la jefa del CIPAL pasara de la indignación a la tomadura de pelo uniéndose con el PP que tanto daño hiciera en Altea a nivel económico y medio ambiental.¿Se habrá olvidado Carolina Punset de la transparencia que los indignados (y ella) reclamaban a los políticos que no nos representan, o ya no rinde cuentas como en los peores tiempos de la época Ortiz que nos llevó a la ruina económica y medioambiental y que gracias a su apoyo hoy volvemos a tenerlo por Alcalde?

Por último: El proyecto en su totalidad tiene tres objetivos: primero, dar una ocupación a los parados de la localidad; segundo, recuperar zonas de huerta en el casco urbano y peri urbano que son actualmente parcelas abandonadas; y en tercer lugar, la promoción y comercialización de productos ecológicos y biológicos.

Quieren comercializar los productos “ecológicos”.

1) los productos no son ecológicos hasta pasado por lo menos 3 años después de haber empezado el cultivo de la parcela. Según lo que se puede apreciar en la foto, la parcela acaba de ser limpiada. ¿Qué tipo de maquinaria estaba almacenada aquí? ¿No ha habido ningún escape de aceite pesado, de gasoil o gasolina? ¿Piensa el señor Capilla  solicitar el sello de la agricultura ecológica para cada hortelano o decidir que las lechugas son ecológicas porque si? Hablando de lechugas, los demás huertos también son ecológicos, lo han pregonado hasta aburrirnos. Sin embargo, casi todos los hortelanos compran sus plantones de lechugas, de cebollas, de tomates, de pimientos, de berenjenas, de calabacín, en el  mercadillo de la fruta y verdura del martes, donde evidentemente, nada de lo que se vende es bio. Lo hacían en mis tiempos de asesor a pesar de mis “gritos” y siguen haciéndolo sin problemas (mis fuentes en los huertos siguen contándome estos hechos).  Fue otra de mis quejas a Na Carolina Punset y fue una de las fuentes de mis críticas abiertas y públicas. ¿Pasará lo mismo en estos nuevos estupendos huertos “ecológicos”? ¿Comprarán los plantones sin saber de donde proceden, que híbridos son, ni que pesticidas han chupado por las hojas, por el agua, por la tierra? Va ser la misma tomadura de pelo para  desgracia de la Ecología?

El antiguo Matadero luego TAPIS

2) ¿Cuál va ser el circuito de comercialización de los futuros productos supuestamente bio?

a) ¿a través de las tiendas tipo herbolarios que ya venden productos bio?

   b) ¿a través de las tiendas tipo fruterías convencionales?

   c) ¿a través de la cooperativa  de consumo alteana Naturaka en el antiguo matadero (T.A.P.I.S). Me cuentan que Cipal intenta hacerse con Naturaka con (entre otros) este proposito?

   d) ¿en el mercadillo de la fruta del martes, al lado del puesto certificado bio de la tienda Alhama?

En cualquier caso habrá que tener muchísimo cuidado con la denominación de los productos vendidos. Porque aunque vemos con buenos ojos las iniciativas de estos nuevos huertos urbanos si la calidad de la exigencia acompaña su realización, los consumidores no estamos dispuestos a abandonar la seguridad de los productos certificados. Como tampoco estamos dispuestos a hundir el comercio de las tiendas serias bio ya establecidas en Altea y Altea la Vella y que dan de comer a sus propietarios y a sus familias, como la honesta tienda Alhama de Altea la Vella que vende productos a precios más que honrados…

Desde hace algunos años asistimos al “enverdecimiento” de los partidos políticos y de las empresas de todo tipo. El matrimonio Cipal-PP trae como regalo de boda una imagen bien verde, pero no es más que una imagen: todo lo que parece verde no lo es como todos los supuestos ecologistas no lo son. Y no es porque con esta iniciativa volvemos a hablar de la Altea supuestamente ecológica que nos vamos a tragar cualquier cosa un poco ecológico, pero un poco solo, o al 80%, como los ingredientes que entran en la composición de los alimentos bio vendidos en la feria EcoAltea donde un 20% puede ser lo que te da la gana.

En el año 2012 no existe ninguna razón para no ser 100% exigentes en tema de agricultura bio y comida bio. Se encuentran todos los productos necesarios: desde las semillas hasta los insecticidas pasando por los conocimientos para cumplir con la exquisita exigencia de la agricultura bio . Si no se cumple esta sencilla pero intransigente exigencia, solo es porque uno no tiene y nunca ha tenido la voluntad de cumplirla. En este caso: dejad ya de llamar huertos bio los que no son y contentados de llamarlos huertos urbanos. No pasa nada por ser honrados. Uno no enferma. Y dejad de llamaros ecologistas cuando no sois más que ecoportunistas porque dentro de la carpa de este gran circo CiPPal están  el domador Ballester y sus compinches al asecho esperando hacer bailar al matrimonio de payasos Ortiz-Punset.

Ya veremos. Ya vigilaremos.

 

 

Etiquetas: , , , ,

 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 747 seguidores