El pensador, escritor, diplomático y resistente francoalemán Stéphane Hessel, autor del popular manifiesto “Indignaos”, falleció hoy a los 95 años

“C’est l’ensemble de notre pays qui est endeuillé : par ses combats et ses valeurs, Stéphane Hessel incarnait une part de l’âme universaliste de la France”  Harlem Désir(, primer secretario del partido socialista francés.La totalidad de nuestro país esta de luto: por sus combates y sus valores, Stéphane hessel encarnaba una parte del alma universalista de francia)

“Uno no debe indignarse de cualquier cosa. No estoy del todo seguro que sea el caso en España.”Hessel (2011) en apoyo al gobierno Zapatero  frente la maquinaria destructora del capitalismo.

Conmoción en Francia:

“Hessel no ha sabido resignarse, es un ejemplo para la juventud. Ha sido fiel a las aspiraciones de su juventud ” Edgar Morin, 27-02-2013 12:05h,France Culture

Stéphane Hessel y sus frases más 'indignadas'

“Es nuestra obligación velar por los principios y valores, porque nuestra sociedad siga siendo una sociedad de la que estemos orgullosos: y no esta sociedad de indocumentados, de expulsiones, de sospechas con respecto a la inmigración; no esta sociedad en la que se ponen en cuestión las pensiones, los logros de la Seguridad Social; no esta sociedad donde los medios de comunicación están en manos de los poderosos”.

“El interés general debe primar sobre el interés particular, el justo reparto de la riqueza creada por el trabajo debe primar sobre el poder del dinero”.

“Una democracia auténtica precisa de unos medios de comunicación independientes”.

“Os deseo a todos, a cada uno de vosotros, que tengáis vuestro motivo de indignación. Es algo precioso. Cuando algo nos indigna, como a mí me indignó el nazismo, nos volvemos militantes, fuertes y comprometidos. Volvemos a encontrarnos con esta corriente de la historia, y la gran corriente de la historia debe perseguirse por cada uno. Y esta corriente nos conduce a más justicia y libertad; pero no a la libertad incontrolada de la zorra en el gallinero. Estos derechos, recogidos en 1948 en un programa de la Declaración universal, son universales”.

“La responsabilidad del hombre no puede confiar ni en un poder ni en un dios. Al contrario, es necesario comprometerse en nombre de la propia responsabilidad como persona humana”.

“La historia de las sociedades progresa, y al final, cuando el hombre ha alcanzado su completa libertad, se tiene el estado democrático en su forma ideal”.

“La peor de las actitudes es la indiferencia, decir ‘no puedo hacer nada, ya me las arreglaré'”

“La esperanza siempre fue una de las fuerzas dominantes en las revoluciones y las insurrecciones”.

“La exasperación es la negación de la esperanza. Es comprensible, diría que hasta es natural; sin embargo, no es aceptable porque no permite obtener los resultados que puede eventualmente producir la esperanza”.

“Hace falta entender que la violencia le da la espalda a la esperanza”.

“La no-violencia es el camino a seguir, tanto por parte de los opresores como por parte de los oprimidos”.

“Los diez primeros años del siglo XXI supusieron un periodo de retroceso a los progresos sociales y en materia de libertad que se habían conseguido en el siglo anterior. Este retroceso, yo lo achaco, en parte, a la presidencia americana de George Bush, al 11 de septiembre y a las consecuencias desastrosas que de él han sacado los Estados Unidos”.

“Crear es resistir, resistir es crear”

AGENCIAS

27.02.2013 – 09:36h

El pensador, escritor, diplomático y resistente francoalemán Stéphane Hessel, autor del popular manifiesto “Indignaos”, falleció hoy a los 95 años, informó su esposa a medios locales franceses.

Nacido en Berlín en 1917 y refugiado en Francia durante la Segunda Guerra Mundial, Hessel fue capturado por la Gestapo y pasó por los campos de concentración de Buchenwald y Dora-Mittelbau.

Tras el final de la contienda participó en la redacción de la Declaración Universal de los Derechos Humanos en 1948. Pero su fama mundial llegó de la mano de “Indignaos”, un manifiesto político publicado en Francia en 2010 y que, en palabras del autor, “exhorta a los jóvenes a indignarse”.

Un libro que transformó su vida

“Este libro ha transformado totalmente mi vida. Yo era un pequeño diplomático jubilado que llevaba una vida tranquila y ahora no puedo pasearme por París sin que alguien me pare en la calle para darme las gracias. Es maravilloso”, afirmaba el autor hace unos meses.

En apenas 32 páginas, Hessel hizo todo un llamamiento a la resistencia de la población que inspiró movimientos de protesta en todo el mundo, entre ellos, el de los “Indignados” de España.

Publicado por una pequeña editorial de Montpellier, en el sur de Francia, sin apenas promoción mediática, el libro se convirtió en un gran éxito de ventas, con casi un millón de ejemplares en apenas diez semanas.

El libro traspasó fronteras, ha sido traducido a una treintena de lenguas y se han vendido unos cuatro millones de ejemplares en un centenar de países.

A partir de ese éxito editorial, Hessel se convirtió en un referente de la izquierda, muy crítico con las políticas llevadas a cabo en occidente, en particular en lo referente a la acogida de inmigrantes o las políticas sociales.

A partir del éxito de “Indignaos” escribió otros libros que también tuvieron buena acogida. La promoción de uno de ellos, “À nous de jouer”, un “llamamiento a los indignados de este planeta”, le había llevado a Italia, desde donde tuvo que ser repatriado hace unos días por un problema de salud que, finalmente, le ha costado la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s