¿Por qué digo “NO” a “la donación de sangre para todos” que reclama el colectivo gay de Francia y que algunos españoles apoyan firmando a través de la plataforma Change.

Hemos recibido esta carta del profesor Joyeux. El tema tratado en esta carta es demasiado importante para que no la hubiéramos traducida aunque rápidamente, aunque en amateur. Desgraciadamente ocurre hoy en día que si apoyas a los palestinos eres un antisemita, los imbéciles incultos obviando la diferencia entre antisemita y anti sionista. Ocurre lo mismo con los homosexuales, si estas en contra de la donación de sangre por todos, eres  un homófobo. Pues en este caso y a pesar de estar en buenos términos con homosexuales, como todo el mundo, seremos homófobo.  Que nos juzguen y nos castiguen como lo merecemos. Compartimos al 100% el punto de vista del Profesor Joyeux que no representa a ninguna iglesia moral o medical. Es un profesional eminente, no dogmático,  un independiente muy crítico con BigFarma y el sector (mayoritario) de los “mercaderes del templo” en la sanidad pública  y privada francesa. Nosotros tampoco firmaremos la petición colgada en Change.org

unnamed

Estimados lectores y amigos de la salud,

 

Soy cirujano de cáncer y más ampliamente de enfermedades que pueden conducir al cáncer. Desde 1972, he operado a miles de pacientes.

 

También significa que, al igual que mis colegas, yo opero pacientes en los que se puede llevar a prescribir (…) una transfusión de sangre, antes, durante o después de la cirugía debido a que el acto o el estado del paciente lo requieren.

 

Por ejemplo, sucede que la hemoglobina (Hb) en la sangre es menor que o igual a 7, mientras que la tasa normal es de al menos 12. Es necesario entonces la transfusión sanguínea para restablecer una mejor tasa de hemoglobina. De lo contrario, la anemia es demasiado alta, el paciente no se cure bien o resistirá mal los cuidados que necesita.

 

Obviamente, la sangre proviene de varios donantes compatible con su sangre (A, B, AB u O y Rh positivo o negativo) con el destinatario. El mismo enfoque se hace en el trasplante de órganos, en donde es necesario la compatibilidad de la sangre.

 

Incluso hoy en día, la sangre no es  segura al 100%.

Desde la aparición del SIDA en el mundo en 1982, con mis colegas cirujanos de todo el planeta, hemos reducido en gran medida el uso de transfusiones de sangre porque no estábamos seguros de la calidad de la sangre donada.

 

Con demasiada frecuencia hemos experimentado casos de pacientes transfundidos que en esta ocasión “cogieron” el virus del sida, la hepatitis B o C. Usted puede imaginar en que estado emocional tuvimos que informar a estos pacientes. “Responsable pero no culpable”, seguid opinando todavía hoy en día. ¡Pues NO! razonamos y actuamos como “responsables”. No nos hemos olvidado, aún sufrimos porque hemos perdido los pacientes que no hubieran debido morir…

 

Hoy en día, preferimos ayudar al paciente a reconstruir sólo sus glóbulos rojos (GR) con perfusiones de hierro, o con una hormona, EPO, que estimula la producción de GR, cuya fabricación se le llama “la eritropoyesis”.

 

Sé que la transfusión es más seguro hoy en día, pero también sé que no es 100% seguro. Por supuesto, la seguridad está doblada con un sistema de trazabilidad de los donantes y de los destinatarios. Pero los especialistas están de acuerdo: “Todavía sigue existiendo un riesgo variable de transmisión del virus a través de transfusiones. En Francia, el riesgo residual se ha vuelto muy débil para los principales patógenos virales que se prueban (hepatitis B, el VIH, la hepatitis C), a menos de 1  para de 2 hasta 8 millones de donaciones (el rango, observan, es muy amplio y por consecuente incierto). Pero existe este riesgo para virus conocidos, pero no testados de forma sistemática y para los nuevos virus emergentes. “

 

¿Abrir la donación de sangre a los homosexuales?

En las últimas semanas, me machacan con mails que me solicitan para firmar la petición para “Donación de sangre por todos.” Por mi profesión y mi posición en representación de las familias (familias-de-france.org) y miembro del Consejo Social y Económico del Medio Ambiente (CESE), en París, me hacen  “interesante” para esta petición y los que la están promoviendo y difundiendo.

 

He leído la acusación contra aquellos que no quisieron firmar la petición de donación de sangre para todos: son “homofóbos”, porque asimilarían a las personas que se declaran homosexuales a drogadictos, o a no se sabe que delinquencia. Es importante destacar, que señalarían con el dedo a los homosexuales como “transmisores” de SIDA.

 

Tengo demasiado amigas y amigos que viven esta orientación afectiva y sexual para caer en la trampa de la culpabilidad. Les pregunté, y  ni siquiera tuve  que argumentar para que me digan “no firme, no debemos caer en esta trampa.”

 

Conozco bien lo que viven est@ amig@s. Hablamos con facilidad, sobre todo para tratar de entender esta orientación que no es tan común o generalizada como a veces se sugiere. Así que puedo decir que todos los sentimientos más o menos fuertemente “homofóbico”, que todavía se pueden encontrar a menudo en algunos círculos, se relacionan con la falta de comprensión de la homosexualidad tanto masculina como femenina, que son además muy diferentes.

 

Pero como médico, debo mencionar dos estudios recientes publicados en la prensa:

 

     “El número de nuevas infecciones por VIH se redujo significativamente en Francia, para todas las poblaciones confundidas. Había 8.930 personas infectadas en 2003, frente a 6.940 en 2008, con un descenso del 3,7% por año en promedio. Pero la subpoblación homosexual masculina resiste a esta tendencia, manteniendo un alto nivel de contaminación. El uno por ciento de los hombres homosexuales se infectó con el VIH en 2008, contra 0,009% de los heterosexuales (hombres y mujeres). “(Figaro santé 09/09/2010)

 

      “Para los especialistas reunidos en el marco de la Conferencia sobre Retrovirus (CROI), celebrada en Atlanta (EE.UU.), en marzo de 2013, el análisis es frío y brutal. Esto ocurre en Tailandia, un país donde el acceso a la atención medica no es una preocupación importante, donde la homosexualidad no está penalizada, ni discriminada. Los científicos siguen, de 2006 a 2012, un grupo de jóvenes homosexuales que no están infectados con el virus VIH. Cuando se hacen pruebas a los miembros de este grupo, el veredicto es implacable: en cinco años, la proporción de los hombres que contrajeron el virus es del 26%. En la presentación de estos datos en Atlanta, Chris Beyrer de la Universidad Johns Hopkins en Baltimore, señaló que la epidemia entre hombres que tienen sexo con hombres (HSH) no conoce fronteras. Países pobres, emergentes, ricos, en todas partes, los hombres gay siguen pagando un alto precio por la infección del VIH.

 

     Aún más preocupantes son los más jóvenes de estos hombres, de entre 13 y 24 años, que son mayoritariamente concernidos. Y como si eso no fuera suficiente, estas infecciones están asociadas con co-infecciones, incluidos los casos de sífilis más numerosos. Otro factor de riesgo: las redes que forman los  gays con estructuras que, con el tiempo, no han dejado de crecer y provocan cierta multiplicación de las parejas. Con, a veces, la transmisión de virus portadores de varias mutaciones. Los estudios epidemiológicos han demostrado que cuando el hombre seropositivo tiene relaciones sexuales, el riesgo de contaminar el otro (o la otra) es muy variable. En caso de penetración anal, sea cual sea el sexo de la persona, el riesgo de transmisión es 18 veces mayor que en el caso de penetración vaginal. “(reportado por Jean-Daniel Flaysakier France TV Info en 06/03/2013)

 

Cifras implacables: ¡precaución primero!

Tres cifras del Instituto Nacional de Vigilancia Sanitaria (INVS) me parecen especialmente importantes para recordar:

 

     En 2010, el número de casos de descubrimiento de la infección por VIH fue de 6 por 100 000 para los heterosexuales, contra 758 por 100 000 entre los homosexuales masculinos;

 

     El 3% mínimo de los hombres gays está infectado con el virus del SIDA sin saberlo;

 

     La apertura de la donación de sangre para los homosexuales llevaría a multiplicar por 4 el riesgo de contaminación.

 

En un mundo donde prima de precaución, ¿por qué correr ese riesgo?

 

¿Para tener sangre adicional? ¡Pero la apertura de la donación de sangre a los homosexuales solo aumentaría el volumen total de la sangre donada en un 2%!

 

Me queda por decir por qué estoy absolutamente en contra de las donaciones de sangre de personas que se llaman a sí mismos homosexuales o bisexuales.

 

Seis argumentos dominan todos los demás:

 

     Estas personas pueden ser portadores del virus del SIDA sin saberlo. Las cifras son formales y muestran que los homosexuales son más propensos a ser infectados con el virus que los heterosexuales con múltiples parejas.

 

     La transfusión de sangre no puede ser 100% segura. Sé que el riesgo es bajo, los Centros para la transfusión incluso dicen muy bajo… Esto significa que no es cero, ya dijimos.

 

     Obviamente, tuve que operar personas infectadas con el virus del SIDA. ¿Sabía usted que el cirujano y sus ayudantes toman estrictas precauciones durante la operación cambiando periódicamente los guantes, llevando un doble par de guantes y si se pican durante la operación, deben informar de inmediato y se someterse a un muy difícil de seguir protocolo? Obviamente, el cirujano debe protegerse y proteger a todos los colaboradores, independientemente de su papel en torno al paciente.

 

     Conocí a un niño que tuvo que someterse a una transfusión de intercambio der sangre al nacimiento y pasó su infancia cansado, frágil, a menudo tomando  antibióticos … Cuando era adolescente, se descubrió que portaba el virus del SIDA  desde su nacimiento debido a que la donación de sangre no era lo suficientemente segura. El donante infectado no sabía que era portador del virus. Él dio su sangre – sin decirlo – para hacerse analizar, a sabiendas de que sus múltiples parejas del mismo sexo podían infectarle a pesar del uso de preservativos. ¡Cómo explicar  a este adolescente como la sangre, vector de vida  puede ser un vector para la muerte!

 

     En cuanto al argumento del Abogado General del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, que establece que negar la donación de sangre para los homosexuales es una clara discriminación indirecta por razón de género y de orientación sexual, este hombre es simplemente incompetente e irresponsable en un campo que desconoce.

 

     Cuando decimos que se trata de una necesidad de salud pública, con la ampliación de la donación de sangre en general, nos olvidamos o nos esconden que  incluso la donación de sangre está prohibida en muchas otras situaciones de riesgo que no tienen ninguna relación con la homosexualidad o la bisexualidad.

Así que entenderás a primera por qué para algunas intervenciones quirúrgicas de mis colegas ortopedistas, cuando están programadas con tiempo, se elige la auto-transfusión que consiste en tomar varias veces,  algunos meses antes de la operación, la sangre misma del paciente que se congela para volver a ponérsela cuando la necesita

Así que usted entiende por qué no quiero para mí, para mi familia y para aquellos que confían en mi cuidado, firmar la petición de donación de sangre para todos.

Sé que esta carta va hará pensar, y habrá “pros” y “contras”.

Yo contestaré a todos, obviamente pidiendo reciprocidad.

¡No dudes en difundir esta carta, incluso en verano.

Muy buena agosto para todos.

 

El profesor Henri Joyeux

2 comentarios en “¿Por qué digo “NO” a “la donación de sangre para todos” que reclama el colectivo gay de Francia y que algunos españoles apoyan firmando a través de la plataforma Change.

  1. El virus del SIDA no existe, el SIDA no es una enfermedad contagiosa, es una vergüenza que un médico pueda decir algo así, aunque si vive del cáncer, tampoco es de extrañar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s